lunes, 29 de abril de 2013

Ridiculo

Hay gente que se pasa de lista y solo hace el ridículo. Este es uno de esos casos:
Esto que cuento hoy está sacado de una biografía, por lo tanto es un hecho real.

Ocurrió en 1892: Un señor de unos 70 años viajaba en un tren, a su lado iba un joven universitario que leía un libro de ciencias.
El anciano, a su vez, leía un libro de portada negra. Fue cuando el joven se percató que se trataba de la Biblia y que estaba abierta por el Evangelio de Marcos. Sin mucha ceremonia, el muchacho interrumpió la lectura del viejo y le preguntó:
-Señor, ¿Usted cree todavía en ese libro lleno de fábulas y de cuentos?
-Si, más no es de cuentos, es la palabra de Dios, ¿Estoy equivocado?
-Pero claro que lo está. Creo que usted debería estudiar Historia Universal. Vería que la Revolución Francesa, ocurrida hace más de 100 años, mostró la miopía de la religión.
Solamente personas sin cultura creen que Dios hizo el Mundo en 6 días. Usted señor debería conocer un poco más lo que nuestros científicos dicen de todo eso.
Y...¿es eso mismo lo que nuestros científicos dicen sobre la Biblia?
-Bien, como voy a bajar en la próxima estación, no tengo tiempo de explicarle, pero déjeme su tarjeta con su dirección para mandarle material científico por correo con la máxima urgencia.
El anciano entonces, con mucha paciencia, abrió cuidadosamente el bolsillo derecho de su bolso y le dio su tarjeta al muchacho. Cuando este leyó lo que allí decía, salió cabizbajo, sintiéndose como una hormiga.
En la tarjeta decía:
Profesor Doctor Louis Pasteur
Director General del Instituto de Investigaciones Científicas
Universidad Nacional de Francia

¡¡Ahí queda eso!!

Metepatas como el de esta historia...hay muchos

16 comentarios:

  1. Impresionante y clarificador documento.
    Abrazos y besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Pedro Luis.

      Yo también te mando un fuerte abrazo

      Eliminar
  2. Me ha encantado esta anécdota de Pasteur, seguro que el estudiante quedaría escarmentado para siempre.Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Charo los grandes siempre respondes así, los mediocres se las dan de muchos saber.
      Un besazo

      Eliminar
  3. Como me ha gustado, la humildad del sabio y la prepotencia del ... creído. Besicos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que bien que te haya gustado esta anécdota de tan insigne sabio.
      Un beso

      Eliminar
  4. Creerse más por saber, mal de muchos, Ma.de los Angeles, buena lección, por suerte la recibió temprano en su vida, un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguro que al correr de los años este mentecato sufriría de pesar, suponiendo que lo sintiera, claro.

      Un beso María Cristina

      Eliminar
  5. Me ha gustado la anécdota. como aquel joven hay muchos que por dárselos de listos meten la pata hasta la rodilla. Supongo que aprendería la lección
    Saludos.
    Roser

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo Roser que hay mucha gente que mete la para, ya sean grandes o chicos. Esperemos que cada vez haya menos.

      Un saludo

      Eliminar
  6. María de los Ángeles:
    No hay caso, era un pésimo estudiante y un bocón.
    Habida cuenta que su filiación se desconoce, es casi seguro que no llegó a nada.
    Puedo concluir que Pasteur era un hombre de Fe y el joven no.
    Un gran abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me ha hecho gracia esa palabra de bocón. Me supongo que querrá decir que habla más de la cuenta, ¿O no?

      Un fuerte abrazo Arturo

      Eliminar
  7. Hola Maria Ängeles.
    Un buen ejemplo.
    Hay personas que se creen saber más que nadie y se burlan de las creencias religiosas.
    Un beso Montserrat

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esos a los que tu te refieres, meten siempre la pata hasta el fondo. Aquí le salió mal pues dio con un sabio.

      Un beso Montserrat

      Eliminar



  8. Las palabras en silencio
    son melodías de ternura,
    y refugio de sensaciones,
    que sigilosas van en busca de emociones
    para vestir la vida de alegres tentaciones...
    ...deteniéndose en perfumar los sentimientos,
    con el aroma de las flores, que irán brotado
    durante este mes de mayo que termina de comenzar.

    Hoy y cada uno de los días...
    Un beso y una rosa para ti!

    Atte.
    María Del Carmen



    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como siempre María del Carmen, da gusto verte aparecer por cualquier parte.
      Gracias por la rosa y un beso para ti.

      Eliminar